La crisis económica dispara el empeño de bienes

LA CRISIS DISPARA EL EMPEÑO DE COCHES

LA CRISIS DISPARA LOS EMPEÑOS

Desde que estallara la crisis allá por 2007, las cosas no han ido precisamente a mejor. Es como si los problemas económicos no fueran a terminar nunca y las personas ya no pueden apretarse más el cinturón, es imposible. Esto ha motivado que el empeño de bienes se haya disparado de manera importante, ya sea empeño de oro o de joyas (lo más común), el empeño de casas u otro tipo de posesiones. Esto su vez ha provocado la proliferación e casas de empeño que se reproducen como setas tras la temporada de lluvias.

EMPRESAS Y PARTICULARES RECURREN AL EMPEÑO

Las casas de ‘compro oro’ son ya algo normal en las calles y suelen ser una solución a corto plazo permitiendo empeñar oro, empeñar plata o empeñar todo tipo de joyas, pero también se ha disparado el empeño de coches. Y no es solo una solución para conseguir liquidez en poco tiempo para el ciudadano medio, sino que las empresas también están recurriendo a esta forma de conseguir dinero para poder cubrir ciertos problemas financieros que posiblemente no podrían conseguir de otro modo, aunque eso sí, son principalmente pequeñas y medianas empresas.

EL EMPEÑO EN EL SECTOR AUTOMOVILISTICO

El empeño de coches tiene una ventaja, y es que no hay que entregar el vehículo para obtener ese dinero, sino que se paga una cuota similar a un alquiler, algo así como si hubiesen vendido el coche y siguieran pudiendo usarlo pagando una mensualidad. No es lo mismo que empeñar oro o empeñar plata, que tienes que entregar el objeto y volver a recogerlo pasado un tiempo si queremos recuperarlo; un tiempo que suele ser muy corto y suele salir caro recuperar los objetos empeñados. Algo de lo que tampoco se escapa el empeño de coches…

OTRAS FORMAS MENOS CONOCIDAS DE EMPEÑO

Hay muchos más ámbitos donde el empeño es algo normal, como en el mundo de la náutica, donde los yates y barcos de gran envergadura suelen ser empeñados por sus propietarios para lograr ese dinero que necesitan, porque si hay algo que debemos aclarar, es que hay mucha gente que en cuanto a bienes materiales, podríamos decir que es rica, pero en cuanto liquidez, no tanto.

El empeño de bienes es una manera de conseguir liquidez de manera relativamente rápida, pero es pan para hoy y hambre para mañana si queremos recuperar el bien empeñado.